Definición

La exenteración es una intervención quirúrgica destinada a resecar el contenido periocular y orbitario, garantizando la escisión completa del tumor o tejido afectado con márgenes quirúrgicos normales.

 

Tratamiento

  • Técnicas

Procedimiento que se realiza incidiendo alrededor de la órbita. Se incide piel, músculo hasta llegar a la periostio (capa superficial del hueso). Se reseca y se extrae el contenido orbitario completo (grasa, ojo, músculos, vasos, nervios, etc.). Se realiza cauterización de la zona.
Generalmente se recubre dicha zona con un injerto cutáneo antólogo (tejido propio del paciente), sin embargo se puede permitir la formación de tejido de granulación (proceso de cicatrización sin injerto) según decisión del cirujano.

  • Anestesia

Generalmente se utiliza  anestesia general.

  • Internación

Generalmente si el paciente evoluciona favorablemente se requiere un día de internación.

  • Postoperatorio

El tratamiento postoperatorio consiste, en curaciones y limpieza con asepsia del lecho quirúrgico, de forma periódica. Antibióticos orales según necesidad al igual que los analgésicos a demanda según dolor. Control 24 hs y a la semana. El proceso de cicatrización con injerto dura de 4 a 6 semanas, sin injerto se prolonga mucho más.

Complicaciones

1.  Precoces

– Infección de la zona quirúrgica y zonas vecinas: es poco frecuente y se trata con antibióticos sistémicos y/o de forma local.

– Hemorragia de la zona quirúrgica: se tratara con compresión y drogas sitémicas según necesidad o hemostasia quirúrgica.

2.  Tardías 

– Rechazo al injerto si es que se realizó: se intentara tratamiento médico con drogas inmunosupresoras, o de forma quirúrgica.

– Mala cicatrización de la zona quirúrgica con exceso de tejido de granulación